lunes, 14 de septiembre de 2015

Pirineo

Si supiera que el mundo se acaba mañana, yo, hoy todavía, plantaría un árbol.
                                                      Martin Luther King

Cada vez que me escapo al Pirineo me encandila y enamora más, y es que lo seguiré diciendo, que la montaña es mágica.
Para ir a comer un domingo de relax y con un viaje seguido de la comida elegí un outfit cómodo pero con su misterio.
Ya que en los altos montañeses suele hacer más fresquito, me puse un kimono acolchado para quitar el frío del cuerpo.
Un toque étnico con el maxi collar y las sandalias. Y uno de los tonos estrellas para este otoño, el kaki.
Espero que os guste y os de alguna idea para estos días de ni frío ni calor.
Mil besines y uno más.


 Pants: Bershka// Shirt: H&M// Kimono: Mango// Sandals: Stradivarius

4 comentarios:

  1. ¡Hola! Acabo de descubrir tu blog y la verdad es que me ha encantado, desde ya me hago seguidora tuya, el outfit te hace un cuerpo 10 y además las gafas te quedan de escándalo, menudo pedazo tienes preciosa
    Un beso y mucho amor, te espero en mi blog http://thesweetiebug.blogspot.com.es

    ResponderEliminar
  2. Qué bonito el kimono Sara!

    Un beso

    http://conndenoemi.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  3. Azul petróleo y kaki!!! Me encanta loquita!!!!! Yo este año me he vuelto loca con los kimonos y, para no perder la costumbre, ya tengo algunos preparados para el fresquito madrileño ;)
    Hace millones que no voy al Pirineo, de hecho, creo que la última vez que lo visité tenía 16 años... Participamos con el insti en la recuperación de un pueblo abandonado, Búbal, se llama, y fue una experiencia increíble. Tengo millones de anécdotas de ese viaje (y si no pregúntale a mi marido, que se las sabe ya de memoria!!!! jajajaja "No, Búbal otra vez?" jajajaja)

    ResponderEliminar

THANKS FOR THE COMENTS ;)

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...